Noticias

10/09/2021

Ante riesgo de fenómeno La Niña igual sembrarán, señala productor sojero

Para el sector agropecuario, si el campo para, para el país, y Paraguay tiene que salir adelante, tal y como lo está haciendo en un contexto epidemiológico aún complicado por la pandemia.

Es lo que señaló el productor Alfredo Fast en entrevista con la 650 AM, con relación a las previsiones de los efectos climatológicos, específicamente sobre el fenómeno La Niña, que ya afectó en gran medida a la región con la intensa sequía ante el periodo de siembra entrante en este setiembre para la campaña 2021/2022.

“Vamos a hacer de todo para que este país siga creciendo, no queremos pelearnos ni ver solo lo negativo. Y en cuanto al fenómeno La Niña, es un riesgo; sin embargo, igual sembraremos”, expresó el productor.

Es así que seguirán de pie para llevar adelante al Paraguay, tal y como lo están haciendo productores de soja en todo el país en unas 875.000 hectáreas trabajadas de la oleaginosa, y que lejos de ser un cultivo solo de grandes campos, une a todos, pequeños y medianos.

 

Productores manifiestan su preocupación latente respecto a la inestabilidad en cuanto a la propiedad privada y las invasiones. Foto: Archivo.
Productores manifiestan su preocupación latente respecto a la inestabilidad en cuanto a la propiedad privada y las invasiones. Foto: Archivo.

Estimaciones de producción

Hay que mencionar que el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) estimó en su informe de julio un aumento en la producción de soja de Paraguay para la campaña venidera, que llegaría a unas 10,5 millones de toneladas, que serían unas 600.000 más que la estimación de la campaña anterior.

Pero más allá de que las proyecciones del USDA sean positivas, no se puede hacer caso omiso a los pronósticos agroclimáticos, que no son muy favorables respecto al nivel de humedad para el inicio de la campaña, por lo que dicho escenario podría complicar el periodo de siembra.

En dicho contexto, con relación a posturas sobre el uso de agrotóxicos en las plantaciones, refirió que Paraguay es el país que menos lo emplea, al tiempo de cuestionar a las personas que insisten en no plantar soja. “Cómo es que los que cultivan y pulverizan viven mucho tiempo y al lado de su cultivo”, recalcó.

Por otro lado, manifestó la preocupación latente del sector respecto a la inestabilidad en cuanto a la propiedad privada y las invasiones como hechos que deben cambiar, instando a que se respete la vida, la libertad y la propiedad. Asimismo, reclamó a los detractores que evalúen alternativas más viables para producir y para sostener a sus familias, no así a cuestas del trabajo de años del sector agropecuario, acotó.